Barcelona

Giro de 180 grados con Braithwaite

Braithwaite fue un fichaje que sorprendió a propios y extraños; el Barcelona firmaba al delantero titular del Leganés, colista de LaLiga, para reemplazar a Dembele, alta más cara de la historia del club. El fútbol es totalmente imprevisible. 

Bartomeu depositó la cláusula de rescisión del danés, 20 millones de euros, y el Braithwaite firmó un contrato de largo duración, concretamente hasta 2024. A pesar de esto el ‘expepinero’ era consciente de que su ciclo en Can Barça podía ser de unos meses. 

El Covid paralizó todo

Apenas pudo disputar tres partidos con la zamarra blaugrana antes del parón que sufrió la competición por la grave crisis sanitaria. Una vez reiniciado el campeonato Luis Suárez estaba de vuelta lo que ‘cerró’ más las puertas a Braitwhaite. Sin embargo, Setien, gran valedor del ‘9’, le dotó de oportunidades para que pudiera demostrar su nivel. Su titularidad en el Sánchez Pizjuán fue una prueba de ello. Finalmente, sus estadísticas fueron de once partidos, cuatro de ellos como titular, y tan solo un gol.

Ancelotti al acecho 

El Everton, junto al West Ham, fue uno de los conjuntos que más atento estuvo a la situación del futbolista. Eso sí, las altas exigencias culés, 20 millones —lo que les costó a ellos— echaron para atrás cualquier acuerdo fructífero. Desde España también hubo algunos equipos que se interesaron como el Valladolid, Sevilla o Real Sociedad pero no dejaron de ser simples contactos. 

La llegada de Koeman clave

El holandés va a examinar al ariete y luego tomará una decisión respecto a su futuro. Según indica Mundo Deportivo, Koeman no ha solicitado su salida inmediata, a diferencia de otros futbolistas. Ambos tuvieron un breve encuentro telefónico en la que el técnico quedó impresionado con el hambre y la personalidad que le mostró. Ahora todas esas ganas deben quedar reflejadas en los entrenamientos si Braitwhaite, como dijo en su presentación, quiere triunfar en el Barcelona. 

0 Comentarios

Clica aquí para dejar tu comentario